, ¿Hay que ser muy listo para manejar un hosting?

0 comentarios



“¿Tener un hosting para mí solo y tener que gestionarlo yo? ¡Eso no es para mí!”.

Algunas personas que siempre han trabajado con Blogger o con Wordpress.com pueden verse muy asustadas cuando les comentas la idea de tener un hosting propio y subir ahí la web que desean. Tienen el pensamiento de que puede resultar enormemente difícil, ya que nunca lo han manejado y piensan incluso que puede resultar peligroso para su web.

Sin embargo, no es un asunto que debiera levantar tantos miedos.

Lo cierto es que manejar un hosting es tan sencillo como manejar cualquier sistema de gestión que utilizamos habitualmente. Los proveedores de alojamiento web ponen siempre a nuestra disposición algún tipo de panel de control, como Plesk, donde podemos gestionar todas nuestras cuentas y realizar las actividades que sean necesarias.

Qué es lo que tienes que saber sobre un hosting

En un hosting no hay mucho misterio. De hecho, si quieres instalar una aplicación de uso común, como Wordpress, lo puedes hacer a través de las aplicaciones y olvidarte de rollos de subir y bajar archivos.

Otra historia es lo del FTP, que también puede dar un poco de miedo a algunos. Lo cierto es que es tan sencillo como descargarse el programa gratuito Filezilla Client e instalarlo en tu ordenador. Desde ahí, con los datos que te aporta tu proveedor, puedes acceder a tu cuenta de hosting, donde los archivos que subas vendrán ordenados por carpetas.

Es exactamente igual que cuando manejas carpetas en tu propio ordenador, sólo que ahora estás subiendo y bajando archivos a otro ordenador, tu servidor. Todo lo que pongas en el directorio raíz será lo que salga directamente en el dominio cuando escribas la página web en el navegador. Si introduces algo en una carpeta, entonces tendrás que escribir tunombrededominio.com/elnombredelacarpeta para poder verlo.

Añadir y gestionar dominios, comprobar los DNS o incluso crear un correo electrónico con tu dominio puede parecer complicado, pero enseguida vas a descubrir que todo es muy intuitivo. De hecho, el soporte técnico de tu servidor puede ayudarte en las tareas más complicadas. Además, dispones de la ayuda y numerosos tutoriales para ver cómo manejar el hosting.

Enseguida vas a descubrir que son muchas más las ventajas que la dificultad de gestionar un hosting compartido por ti mismo. En cuanto te hayas acostumbrado a hacerlo, podrás manejarlo tú solo sin mucha ayuda.

¿Has empezado ya a manejar tu propio hosting?

Leer más...